Los colegios profesionales son corporaciones de derecho público, con personalidad jurídica y plena capacidad para el cumplimiento de sus fines. Están reconocidos en la Constitución, Art. 36.

El principal objetivo del colegio es facilitar el progreso continuo de la profesión en relación con las necesidades de la Ingeniería Industrial, en particular, y de las empresas y la sociedad, en general.

 

Partiendo de la finalidad que la ley otorga a los colegios profesionales, el COEIB tiene planteados los siguientes fines de carácter general:

 

- Asesorar a todo tipo de personas públicas o privadas y a sus colegiados.

- Velar por los derechos y deberes de la profesión.

- Impedir el intrusismo profesional y la competencia desleal.

- Cooperar con la Administración de Justicia y demás organismos oficiales o particulares en la   designación de ingenieros industriales para el ejercicio de la actividad profesional.

- Impulsar el desarrollo de labores científicas, técnicas, económicas, sociales y culturales relacionadas con la profesión.

- Informar sobre las modificaciones de la legislación vigente relacionadas con la Ingeniería Industrial.

- Recoger y encauzar las aspiraciones de la profesión para perfeccionar y regular los servicios que pueden prestar los ingenieros industriales.

- Mantener un servicio de información sobre plazas y trabajos a desarrollar por ingenieros industriales.